5 consejos para NO elegir una silla de oficina incómoda

No hay nada peor que usar una silla de oficina incómoda. Más que un mero asiento, una buena silla constituye una verdadera herramienta de trabajo de la que nuestra salud depende mucho más de lo que imaginamos.

Son muchas horas las que pasamos sentados a lo largo del día ya sea en la oficina, estudiando o simplemente navegando por la red. Los efectos negativos de una postura forzada, incómoda y tensa pueden verse potenciados si no invertimos en lo más importante, nuestra salud.
Por eso, en MOBLES FARRES, vamos a daros una serie de consejos para no elegir una silla de oficina incómoda. Trabajamos a diario para ofreceros las mejores sillas de oficina y nuestra consolidada posición de liderazgo en el mercado es nuestro mejor aval. ¡No os perdáis ningún detalle porque acertar de pleno nunca ha sido tan fácil!

1.- EVITAR LAS GRANDES SUPERFICIES
El primero de nuestros consejos si queréis evitar sillas de oficina incómodas es huir de las grandes superficies y supermercados. Este tipo de establecimientos ofrecen productos mediocres y cuya calidad deja mucho que desear, algo que por supuesto tiene un efecto directo sobre su comodidad.

Además, es también habitual encontrar copias de sillas verdaderamente ergonómicas o cuyo diseño está patentado. Por supuesto, se trata de meras copias estéticas, donde lo que se busca es simular un producto de grandes prestaciones a un precio ridículo. Además de engañar al cliente supone una violación de la propiedad intelectual del fabricante.

2. LAS SILLAS DE OFICINA INCÓMODAS, SE CARACTERIZAN POR NO TENER AJUSTES
Otro de los aspectos que caracteriza a las sillas de oficina incómodas es que no suelen tener apenas ajustes. Suelen ser sillas muy planas, con un acolchado muy fino y sin formas, prácticamente una tabla. Por ejemplo, nuestras sillas disponen de múltiples regulaciones y ajustes, como por ejemplo en el caso de nuestro modelo CRONOS. Cuantos más ajustes tenga la silla más fácil será encontrar la postura perfecta.

SILLA MODELO CRONOS

3. NO APOSTAR POR CALIDAD, ES SINÓNIMO DE SILLA INCÓMODA
Trabajar desde siempre con los productos más tecnológicamente avanzados, cómodos y ergonómicos nos ha permitido saber que siempre van asociados a unos niveles de calidad excelentes. La calidad en sí no sólo se trata de una cuestión de estética o acabados, sino que va mucho más lejos.

Una silla de oficina incómoda suele serlo porque es de una calidad muy pobre. Su probable inestabilidad y falta de mullido se debe al máximo ahorro en costes que siempre persiguen. Esto tiene afecta directamente a nuestra calidad de vida, resintiéndose nuestra espalda, riñones, articulaciones, y lo peor: acentuándose el efecto cada vez más si la seguimos usando.

¿Sabíais que tenemos sillas que cumplen la normativa ISO 9001? Pero no solo eso, también otras exigentes normativas en cuanto a ergonomía, seguridad y resistencia.

4. INVERTIR UN POCO MÁS I EVITAR UNA SILLA DE OFICINA INCÓMODA
Otro de los consejos que siempre os daremos en invertir un poco más de dinero u hacerse con un producto superior. Una silla de oficina barata e incómoda se estropeará rápidamente, teniendo un ciclo de vida útil muy reducido, y es que lo barato sale caro.

Además os sorprenderéis, porque la diferencia de precio no es tan alta como en un primer momento se pueda pensar ya que a largo plazo, una buena silla es una inversión muchísimo más rentable. Por ejemplo, nuestros modelos ARA Y SIA son dos imponentes sillas líderes de su categoría y que por sus materiales y excelente acabado serán eternas.

SILLA SIA

5. APOSTAR ACABALLO GANADOR! MOBLES FARRES – OFFICE SOLUTIONS
Si de verdad queréis acertar con vuestra silla y evitar por completo una silla de oficina incómoda, sin duda os recomendamos acudir al especialista y líder del mercado: Mobles Farrés. Además de tener los productos más interesantes y con envío gratis nuestro servicio y atención al cliente marca la diferencia. Descripciones muy detalladas, fotografías en 3D y hasta orientaciones acerca de cómo sentarse correctamente son nuestra seña de identidad.