Gel coronavirus

Gel desinfectante: ¿sirve de verdad para evitar el contagio por coronavirus?

Gel coronavirus
Noticias covid – 19

¿QUÉ ES UN GEL HIDROALCOHÓLICO?

Un gel hidroalcohólico, alcohol-gel o gel limpiador bactericida, es un producto antiséptico que se emplea como alternativa al agua y jabón para lavarse las manos. Sus activos principales son el alcohol etílico e isopropílico (entre el 60% y 95%) aunque también puede estar formulado a base de cloruro de benzalconio o clorhexidina. El alcohol puede ser agresivo y, por tanto, se le añaden excipientes como pantenol, propilenglicol o glicerina. Hay geles hidroalcohólicos premium, enriquecidos con pimienta rosa o notas florales, más propias de un perfume que de un desinfectante, como el jazmín, el vetiver, la rosa o bergamota.

¿ES MEJOR LAVARSE LAS MANOS O USAR UN GEL HIDROALCOHÓLICO?

Lo primero es preguntarse: ¿tengo las manos limpias o sucias? Si están sucias, por ejemplo, por sangre o fluidos corporales, se recomienda el lavado con agua y jabón. Además, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, el agua y jabón son más eficaces que los desinfectantes de manos para eliminar algunos microbios, como Cryptosporidium, norovirus y Clostridium difficile.  El lavado de manos es el método más accesible y económico para todos con la suerte de que, además, ha demostrado ser eficaz.

Si las manos no están sucias, sí es útil usar un gel hidroalcohólico. En tan solo un minuto puede ser efectivo frente a un amplio espectro de bichos: bacterias Gram-positivas y Gram-negativas incluso micobacterias y hongos. Ésta es la razón por la que estos geles son útiles en el entorno hospitalario, más aséptico, donde las manos entran en contacto con microorganismos sin presentar excesiva suciedad. Además de que las manos estén sucias o grasientas, hay otras limitaciones para la efectividad de los geles: que las personas no usen la cantidad suficiente del producto o que lo retiren antes de que se haya secado.

¿CÓMO SE APLICA?

En primer lugar es importante aplicarlo con las manos secas porque el agua reduce la efectividad. El volumen adecuado está entre dos y tres mililitros (la aplicación de un dispensador común). Se debe repartir por toda la superficie de la mano haciendo hincapié en los espacios interdigitales y después se requieren entre 15 y 20 segundos para el secado. El tiempo que debe transcurrir para volver a aplicarse el gel depende de cada fabricante, pero en general no se recomienda reaplicar hasta transcurridas seis horas. ¡Importante! Frente a los rumores, la ONU ha tenido que desmentir que rociarse el cuerpo alcohol o cloro proteja frente al coronavirus.

¿QUÉ PASA SI TE PASAS?

Debido al alcohol, las personas con piel sensible pueden experimentar irritación, comezón, sequedad en la piel y hasta hinchazón. Para evitarlo es conveniente que en la fórmula se incluyan humectantes, que no inhiban la acción del alcohol o aceites para aumentar la hidratación y reemplazar los lípidos de la piel.

¿SE PUEDEN USAR EN NIÑOS PEQUEÑOS?

Pueden usarse a partir de los dos años con precaución para evitar la ingestión. Aunque son necesarias más investigaciones, un estudio realizado en Almería mostró que el uso de estos geles en niños de 0 a 3 años en la higiene de manos podría reducir la incidencia de infecciones respiratorias, el uso de antibióticos y el absentismo escolar.

Sin embargo, el principal problema de la aplicación de estos geles (que a veces tienen envases llamativos) es la posible ingestión accidental del producto por parte de los niños. Los síntomas más frecuentes son irritación en la boca y en los ojos y vómitos, pero si el volumen ingerido es grande el niño puede respirar mal y tener dificultades para mantenerse despierto. En caso de ingestión accidental, la Asociación Española de Pediatría recomienda mantener la calma, no provocar el vómito, lavar la zona si el contacto ha sido externo, conservar el producto responsable para poder identificarlo y consultar por teléfono con el Instituto Nacional de Toxicología, el 112 o el centro de salud.

¿PUEDO FABRICAR UN GEL HIDROALCOHÓLICO CASERO?

Los experimentos, con gaseosa. En 2009, a consecuencia de una epidemia de gripe A, el gel hidroalcohólico se agotó en Buenos Aires. A raíz de este suceso proliferaron los tutoriales (algunos incluso desde la televisión) animando a fabricarlo de manera casera a base de alcohol etílico, carbopol, glicerina y treitanolamina. En ningún caso es recomendable jugar al Quimicefa con los geles hidroalcohólicos. Antes es preferible recurrir al clásico lavado de manos con agua y jabón.

Mesa regulable en altura

El COVID19 cambia el mundo, y nosotros con él

Mesa de despacho serie Tempo
Mesa operativa serie Tempo

Quien nos iba a decir que nuestro destino sería quedarnos en casa….Realidades que ocurren en el momento actual que nos toca vivir. Nos quedaremos en casa pero no lo haremos de brazos cruzados.

En cambio, la flexibilidad y la adaptación son algunos de los privilegios que nos brinda esta nueva etapa.

Y quienes nos dedicamos a fabricar orden y generar espacios que van mas allá de un lugar donde trabajar, tenemos que afrontar el desafío con ilusión.

Compromiso y conciencia frente a la nueva realidad que estamos viviendo y que va a permanecer con nosotros en el futuro próximo. Es necesario un cambio de conciencia.

En office solutions nos adaptamos, i tu? www.moblesfarres.com

coworking

8 razones por las que el coworking puede ser una buena elección

¿Trabajas en tu casa pero tienes muchas distracciones? ¿Te gustaría ahorrar los costes de mantener una oficina para ti solo? ¿Tienes que alquilar salas para recibir a tus clientes?

coworking
Trabajos compartidos

Si trabajas desde casa sabes los pros y  sobretodo contras de estas opción como: distracciones, pobre imagen profesional, soledad… En cambio si trabajas en una pequeña oficina sabes que los costes son demasiado altos para un solo profesional o una empresa de muy pocos trabajadores.

El coworking nació para mejorar las condiciones de trabajadores independientes o pequeñas empresas, de forma que comparten un mismo espacio de trabajo diversos profesionales. Tanto si eres un profesional independiente como si estás pensando en montar una pequeña startup, esta opción de trabajo puede ser muy interesante para ti.

Cada vez hay muchos más espacios preparados para este tipo de actividad que ofrecen soluciones muy interesantes con precios realmente ajustados. Además de las ventajas que explicaremos a continuación, hay espacios que ofrecen servicios adicionales como recepción de llamadas, asesoría profesional… que pueden ser muy interesantes.

La unión hace la fuerza

Son muchas las bondades del coworking. A continuación las 8 que hemos encontrado más importantes:

  1. Permite ahorrar costes. este el aspecto más tenido en cuenta sobretodo ahora que el dinero escasea más de lo habitual. Los estudios cifran el ahorro del coworking en hasta un 60% de los costes fijos de mantener una oficina propia. En una suela cuota tienes tu parte de gastos en cuanto a alquiler, luz, mantenimiento… El ahorro es el principal atractivo del coworking respecto a una oficina para ti solo, pero además no supone un coste muy elevado si estás trabajando en tu casa. Desde 200-300 € puedes encontrar opciones muy interesantes.
  2. Mejora tu imagen profesional. Si tienes un trabajo que te exige reuniones con clientes o partners, seguramente recibirlos en tu casa no es una opción, y alquilar una sala para la ocasión resulta muy caro. Por lo tanto tener un espacio profesional donde celebrar tus reuniones te da ese plus de imagen profesional. Además puedes establecer la dirección del espacio como tu dirección de la empresa, con lo que también mejoras de pasar de una dirección particular a un espacio de oficinas.
  3. Ayuda a marcar horarios de trabajo. Los que trabajamos en casa o somos muy disciplinados o tendemos a mezclar ocio y trabajo de forma que a lo mejor estamos descansado a las 11 de la mañana y trabajando a las 12 de la noche. La flexibilidad que permite el hogar puede ser interesante para algunos, pero la disciplina de un horario bien definido te ayuda a garantizar los periodos de descanso y a tener una vida más ordenada, con lo que mejora tu calidad de vida. Siempre puedes acabar trabajando más al volver a casa…
  4. Elimina distracciones. Trabajando en casa la distracción sobrevuela en todo momento sobre tu cabeza. Es muy fácil ir un momento a la cocina a picar algo, ponerte a leer una revista, tener la cabeza ocupada con preocupaciones del hogar… Además si tienes hijos sabrás que es imposible trabajar cuando ellos quieren pelea. Trabajar en una oficina no es que elimine todas las distracciones, pero el entorno profesional invita a la concentración y evita muchas de las distracciones típicas de una casa.
  5. Mejora tu networking. En un espacio profesional plagado de otros profesionales independientes como tú o incluso pequeñas empresas es mucho más fácil hacer networking y conocer gente que en algún momento puede ser una figura clave como partner.
  6. Crea sinergias. Los profesionales que pueblan estos espacios de coworking suelen ser de sectores tecnológicos o creativos, por lo que puede ser que haciendo networking conozcas a alguien con el que puedas desarrollar un proyecto conjunto o que puedes subcontratar parte de tus proyecto o el de los suyos. En general se da un ambiente positivo para el intercambio de ideas.
  7. Permiten colaborar de forma más cómoda. Si trabajas en proyectos que requieran de más personas existe la opción de trabajar todos juntos en un mismo espacio de coworking. Es cierto que Internet ha eliminado muchísimas barreras para trabajar con gente de todo el mundo de forma online de manera que no sea necesaria una presencia física, pero muchas veces todo funciona mucho más fluido si los integrantes de un proyecto trabajan en un mismo espacio.
  8. Ayuda a manterte cuerdo. Trabajar de forma independiente en casa tienes sus ventajas pero un gran problema: es muy fácil aislarte del mundo exterior y verte absorvido por tu trabajo. Para este problema el coworking es una solución excepcional, ya que te obliga a salir de casa y a relacionarte con más personas en tu día a día.

Como hemos visto el coworking es una alternativa muy válida tanto a trabajar desde casa como a tener una oficina para ti solo. No es para todos ni deja de tener aspectos negativos pero todo lo positivo que conlleva como mínimo requiere de un profundo análisis para saber si se puede adaptar a nosotros www.moblesfarres.com