LUNA LLENA

COMO NOS PUEDEN AFECTAR LAS FASES LUNARES

La Luna es el satélite de nuestro planeta Tierra, un cuerpo celeste que afecta a las mareas o a la agricultura, pero que también puede afectar a las personas, todo ello relacionado con las diferentes fases lunares.

Los cambios de humor, la toma de decisiones o el comportamiento en general son algunos de los factores en los que influye la Luna, que tiene un total de cuatro fases: llena, menguante, creciente y nueva.

Luna nueva

La Luna nueva se da cuando, desde el planeta Tierra, esta queda oculta, un momento que sirve para la reflexión, para el comienzo de nuevos proyectos o el cambio de esas costumbres o hábitos con los que no se esté a gusto.

Cuarto creciente

La Luna comienza a verse en la Tierra en esta fase, aumentando su parte visible progresivamente. Así, se cree que esta fase aporta energía positiva a las personas, mejorando la salud y la vitalidad. De hecho, se cree muy ampliamente que esta es la mejor época para cortarse el pelo, ya que crecerá más rápido y fuerte.

Luna llena

La cara visible de la Luna se ve al completo desde la Tierra, por lo que es el momento en el que más se altera la conducta humana, normalmente, traducido en cambios de humor repentinos o una mayor inestabilidad a la hora de llevar a cabo las acciones del día a día o tomar decisiones.

Cuarto menguante

El cuarto menguante representa la muerte del cuerpo celeste, ya que esta es la última fase del ciclo lunar, justo antes de dejarse de ver por completo y pasar otra vez a Luna nueva. Así, este es un buen momento para tomar decisiones, ya que los problemas y pensamientos negativos decrecen durante esta fase lunar.

¿En qué influye la Luna?

Las fases de la Luna también influyen en diferentes ámbitos de la vida de las personas o, al menos, eso es lo que se cree desde hace miles de años. La agricultura o la jardinería es una de las labores en las que se tiene en cuenta la fase en la que se encuentra la Luna, pero también en otras cosas.

Es el caso de la fertilidad. Las personas que buscan ser padres, miran la fase de la Luna, ya que se dice que cuando esta está llena hay más posibilidades de concebir, como indican desde Mejor con Salud. 

También a la hora de contraer matrimonio es importante. De hecho, se cree que casarse durante el cuarto creciente favorece la unión entre la pareja que está a punto de dar el «sí quiero».

Fuente: www.20minutos.es

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *